Descripción

Más de 640.000 rohinyá provenientes de Myanmar han llegado a Bangladesh desde agosto de 2017, huyendo de la violencia y los abusos de los derechos humanos. La gran mayoría de estos refugiados son mujeres y niños. Los organismos de ayuda humanitaria de las Naciones Unidas trabajan sin cesar para atender la crisis de refugiados del mundo que más rápidamente se agrava.