Detalles

Decenas de miles de personas muertas y millones más desplazadas son el demoledor resultado de una pertinaz sequía que ha provocado la falta de alimentos y la diáspora. Las Naciones Unidas entregan ayuda internacional para intentar aliviar el sufrimiento de la población.