Detalles

Sabemos que la educación es uno de los medios más concretos para terminar con la pobreza. De hecho, por cada año de educación recibida, los ingresos de las personas aumentan un 10 %. Es más probable que las mujeres que recibieron educación también brinden a sus hijos educación y salud. ADEMÁS, las familias que accedieron a la educación afrontan mejor las crisis económicas y los desastres naturales. A decir verdad, ningún país ha tenido éxito a largo plazo sin invertir en su gente.

Categoría:

Educación

Etiquetas: