Detalles

La falta de alimentos se ceba especialmente con los niños. La lactancia materna exclusiva es una de las más eficaces herramientas para luchar contra la desnutrición infantil. La formación de las madres y también la diversificación de cultivos y los cambios de hábitos alimenticios pueden ser parte de la solución a las hambrunas cíclicas que azotan a determinadas zonas.